martes, 2 de agosto de 2016

Nuevo análisis de ADN a cráneos Paracas revelan sus orígenes, que podrían cambiar totalmente la historia

codigooculto.com
Los famosos cráneos Paracas han sido aclamados por muchos como el «eslabón faltante» en la cadena de los orígenes de la humanidad. Ahora un nuevo análisis realizado ha obtenido controversiales datos que podrían causar un giro de 360° en la historia convencional.
Nuevo análisis de ADN a cráneos Paracas revelan sus orígenes, que podrían cambiar totalmente la historia
Desde que fueron descubiertos en las profundidades de la desértica península de Paracas, en la costa sur de Perú, por el arqueólogo peruano Julio Tello en el año 1928, los cráneos de Paracas han creado un gran revuelo en la comunidad científica.
Durante las excavaciones, Tello descubrió un cementerio complejo y sofisticado, con esqueletos que cambiarían para siempre la historia.
En 2014, los cráneos Paracas hicieron historia cuando análisis genéticos realizados en ellos permitieron descubrir que tenían ADN mitocondrial «con mutaciones desconocidas en cualquier ser humano, primate, o animal que se conozca hasta el momento.». Esto fue informado en CodigoOculto.com en su momento (Ver artículo).
Ahora, una nueva prueba de ADN ha sido completada, revelando muchos más misterios de los cráneos de Paracas. Como muchos lo esperaban, la nueva ronda de pruebas obtuvieron resultados igualmente controversiales.
Los investigadores han encontrado que los misteriosos cráneos de Paracas datan en por lo menos 2.000 años de antigüedad, y tienen sus orígenes en Europa y Oriente Medio.
Este hecho cambia totalmente, una vez más, todo lo que sabíamos acerca de la historia de América y cómo se pobló el continente americano.
Mientras que muchas personas todavía sostienen que los cráneos de Paracas son el resultado de la deformación craneana artificial, los resultados de laboratorio sugieren lo contrario.
A pesar de que alrededor del mundo muchas culturas antiguas practicaron el alargamiento o aplanamiento de cabezas, al analizar las características de los cráneos, los de Paracas son realmente una excepción.
El alargamiento de cráneos (deformación craneana artificial) se logró colocando la cabeza entre dos trozos de madera, atándolos con una soga. Si bien esto ha sido realizado hace miles de años por numerosas culturas antiguas de todo el mundo, lo apreciado en los cráneos de Paracas es mucho más complicado.
Mientras que el aplanamiento de cabeza altera la forma del cráneo, no puede alterar otras características que son propias en el cráneo humano.
Representación de un individuo con cráneo alargado de la antigua cultura Paracas
Representación de un individuo con cráneo alargado de la antigua cultura Paracas. Crédito: CIAMAR Studio
Hablando acerca del misterio de los cráneos de Paracas en una entrevista, el autor e investigador LA Marzulli describe cómo los cráneos de Paracas son diferentes de los cráneos humanos comunes:
«Hay una posibilidad de que hubiera ocurrido una deformación craneal a muy corta edad, pero la razón por la que creo que esto no ocurrió es porque la posición del foramen magnum está ubicado en parte posterior del cráneo. Un foramen magnum normal estaría más cerca de la línea de la mandíbula…»
En la entrevista, Marzulli habla de un arqueólogo que había escrito un artículo sobre el estudio de la posición del foramen magnum en más de 1.000 cráneos.
«Afirma que en los cráneos de Paracas, la posición del foramen magnum es completamente diferente al de un ser humano normal, y además es más pequeño, lo que fortalece la teoría (de que esto no se produjo con una deformación craneana a corta edad), esto es evidentemente genético.», dijo el investigador LA Marzulli.

En los cráneos Paracas falta una sutura sagital

«En un cráneo humano normal, debe haber una sutura que va desde la placa frontal… sobre la bóveda del cráneo que separa las placas parietales – las dos placas separadas – y la conexión con la placa occipital en la parte trasera», dijo Marzulli. «Vemos muchos cráneos en Paracas que carecen completamente de una sutura sagital».
Mientras que la ausencia de la sutura sagital puede ser atribuida a una enfermedad conocida como craneosinostosis, sin embargo Marzulli afirma que no hay pruebas de esta enfermedad presente en los cráneos de Paracas.
Los resultados fascinantes que rodean a los misteriosos cráneos de Paracas han llevado a muchas personas en todo el mundo a especular que el origen de todos estos cráneos no está relacionado solamente a las deformaciones craneanas, sino que, por el contrario, pertenecieron a individuos de una antigua especie que existió en la Tierra hace miles de años.
Los informes de laboratorio de las nuevas pruebas de ADN están disponibles en el libro de LA Marzulli, titulado: «Nephilim Hybrids».

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada